Portada del dirario Meridiano
Sábado 16 de Octubre de 2021

Fútbol Español

Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos
Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos
Fútbol Español

Vinicius-Benzema, sociedad ilimitada

Lunes 20| 2:18 pm


EFE

 

Del "no juegues con él, que juega contra nosotros", de Karim Benzema a Ferland Mendy sobre Vinicius en el descanso de un duelo de la Liga de Campeones, a la sociedad de moda que el francés integra con el brasileño para dominar LaLiga Santander han pasado menos de once meses. Ahora, se entienden sin mirarse y son los referentes goleadores del Real Madrid.

Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos, más de los que llevan el resto de equipos con todos sus futbolistas. Solo el Valencia con 10 tantos y el Rayo Vallecano con 8, se acercan a los números de récord que convierten a Vinicius y Benzema en la sociedad de moda del momento. Cómplices en el campo, donde la velocidad del brasileño y el desequilibrio que genera, encuentra en el 9 francés el mejor socio para una dupla perfecta.

No hay futbolista en ninguna de las grandes ligas europeas que haya ejercido en el inicio de curso un liderazgo semejante al de Benzema. Máximo goleador de LaLiga Santander con seis tantos, el mejor inicio de su carrera, y generador de fútbol ofensivo con cinco asistencias a sus compañeros.

En la retina de todos quedó aquella conversación privada en octubre de 2020 que captaron las cámaras y se convirtió en noticia. En el descanso del encuentro ante el Borussia Monchengladbach, Benzema se quejaba con Mendy sobre el juego de Vinicius. Un alma libre que lamentaba que hacía todo al revés. La situación fue atajada de inmediato, con publicaciones juntos en redes sociales y gestos de cariño. Lo cierto es que no existía la química actual.

Ha crecido según Vinicius ha ido mejorando como futbolista, eligiendo mejor en los últimos metros, consiguiendo lo realmente difícil: a la velocidad a la que juega, ponerle pausa en una milésima de segundo que separa el éxito del intento. Su crecimiento en la definición le impulsan a firmar sus mejores números. Cinco tantos en cinco jornadas de Liga. No superó los tres en dos temporadas completas.

A su nueva identidad goleadora, le sumó Vinicius su primera asistencia del curso en Mestalla para volver a ser salvador. Como ya hiciera en el Ciudad del Valencia esta temporada. El Real Madrid perdía a seis minutos del final.

Carlo Ancelotti acertó nuevamente con cambios de valentía, impuso el físico a un Valencia que acusaba el cansancio y la racha sin perder se ampliaba a 23 encuentros cuando Benzema mataba el balón al borde del área y buscaba a Vinicius e intercambiaban papeles tres minutos después. "Hemos ganado por el espíritu indomable", definió el entrenador italiano que exprime a una sociedad ilimitada de fútbol y goles mientras intenta encajar a Eden Hazard en una nueva posición, alejado de la banda y con libertad de movimiento.

ROTACIONES NECESARIAS

El Real Madrid mostró síntomas de cansancio en Mestalla. Especialmente visibles en un futbolista imprescindible, que marca el equilibrio del equipo como Casemiro. Lo tuvo que sustituir a los 66 minutos Ancelotti, un cambio poco habitual, y notó el poderío físico de Eduardo Camavinga. Centrocampistas como Luka Modric y Fede Valverde acumulan muchos partidos seguidos en sus piernas.

Ante el Mallorca se le presenta a Ancelotti una oportunidad de introducir rotaciones en su equipo titular. En defensa está más condicionado por las bajas de Marcelo, Ferland Mendy y ahora Dani Carvajal, pero Camavinga e Isco Alarcón pueden ser novedades en el centro del campo y Rodrygo o la esperada oportunidad de un Marco Asensio que ha perdido protagonismo, son opciones en ataque.

Fútbol Español

Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos
Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos
Fútbol Español

Vinicius-Benzema, sociedad ilimitada

Lunes 20| 2:18 pm

EFE

 

Del "no juegues con él, que juega contra nosotros", de Karim Benzema a Ferland Mendy sobre Vinicius en el descanso de un duelo de la Liga de Campeones, a la sociedad de moda que el francés integra con el brasileño para dominar LaLiga Santander han pasado menos de once meses. Ahora, se entienden sin mirarse y son los referentes goleadores del Real Madrid.

Los dos juntos han fabricado once goles en cinco partidos, más de los que llevan el resto de equipos con todos sus futbolistas. Solo el Valencia con 10 tantos y el Rayo Vallecano con 8, se acercan a los números de récord que convierten a Vinicius y Benzema en la sociedad de moda del momento. Cómplices en el campo, donde la velocidad del brasileño y el desequilibrio que genera, encuentra en el 9 francés el mejor socio para una dupla perfecta.

No hay futbolista en ninguna de las grandes ligas europeas que haya ejercido en el inicio de curso un liderazgo semejante al de Benzema. Máximo goleador de LaLiga Santander con seis tantos, el mejor inicio de su carrera, y generador de fútbol ofensivo con cinco asistencias a sus compañeros.

En la retina de todos quedó aquella conversación privada en octubre de 2020 que captaron las cámaras y se convirtió en noticia. En el descanso del encuentro ante el Borussia Monchengladbach, Benzema se quejaba con Mendy sobre el juego de Vinicius. Un alma libre que lamentaba que hacía todo al revés. La situación fue atajada de inmediato, con publicaciones juntos en redes sociales y gestos de cariño. Lo cierto es que no existía la química actual.

Ha crecido según Vinicius ha ido mejorando como futbolista, eligiendo mejor en los últimos metros, consiguiendo lo realmente difícil: a la velocidad a la que juega, ponerle pausa en una milésima de segundo que separa el éxito del intento. Su crecimiento en la definición le impulsan a firmar sus mejores números. Cinco tantos en cinco jornadas de Liga. No superó los tres en dos temporadas completas.

A su nueva identidad goleadora, le sumó Vinicius su primera asistencia del curso en Mestalla para volver a ser salvador. Como ya hiciera en el Ciudad del Valencia esta temporada. El Real Madrid perdía a seis minutos del final.

Carlo Ancelotti acertó nuevamente con cambios de valentía, impuso el físico a un Valencia que acusaba el cansancio y la racha sin perder se ampliaba a 23 encuentros cuando Benzema mataba el balón al borde del área y buscaba a Vinicius e intercambiaban papeles tres minutos después. "Hemos ganado por el espíritu indomable", definió el entrenador italiano que exprime a una sociedad ilimitada de fútbol y goles mientras intenta encajar a Eden Hazard en una nueva posición, alejado de la banda y con libertad de movimiento.

ROTACIONES NECESARIAS

El Real Madrid mostró síntomas de cansancio en Mestalla. Especialmente visibles en un futbolista imprescindible, que marca el equilibrio del equipo como Casemiro. Lo tuvo que sustituir a los 66 minutos Ancelotti, un cambio poco habitual, y notó el poderío físico de Eduardo Camavinga. Centrocampistas como Luka Modric y Fede Valverde acumulan muchos partidos seguidos en sus piernas.

Ante el Mallorca se le presenta a Ancelotti una oportunidad de introducir rotaciones en su equipo titular. En defensa está más condicionado por las bajas de Marcelo, Ferland Mendy y ahora Dani Carvajal, pero Camavinga e Isco Alarcón pueden ser novedades en el centro del campo y Rodrygo o la esperada oportunidad de un Marco Asensio que ha perdido protagonismo, son opciones en ataque.

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR